Paola Cervantes
9 min de lectura

Lo que debes comer si tienes diabetes, recomendaciones nutricionales

recomendaciones-nutricionales-diabeticos

¿Has sido diagnosticado con esta enfermedad? o ¿alguien de tu familia? Hemos creado esta mini guía para que cuides de tu salud en estos momentos.

La nutrición es un factor importante para mejorar la calidad de vida de un paciente con diabetes. Así que procuramos ser generales para no afectar alguna sintomatología específica que tengan.

¡Aprende de nutrición! 

Ya sea que padezcas, o no, una enfermedad como la diabetes, debes saber que existen numerosas enfermedades relacionadas con los malos hábitos de nutrición.

Regístrate en nuestro Curso de Nutrición y aprende a mejorar tus hábitos alimenticios sin salir de casa. ¿Lo mejor de todo? Con profesionales expertos en la materia que te ayudarán a crear dietas saludables.  

Te podría interesar: Lista de consejos para tener buenos hábitos alimenticios

La importancia de un tratamiento nutricional para vivir con diabetes

La diabetes es una de las enfermedades crónicas – degenerativas más comunes en el mundo. En la mayoría de las personas está relacionada con el sobrepeso y obesidad, que aparece cuando el páncreas no produce suficiente insulina, o bien, los tejidos no pueden utilizarla adecuadamente.

Uno de los efectos de una diabetes que no ha sido controlada es el aumento exagerado de la glucosa. Esta enfermedad derivada de la Diabetes se llama hiperglucemia y puede causar daño a muchos órganos, nervios y vasos sanguíneos.

Pero, ¿cómo actúa la diabetes en el cuerpo?

Para que tengas una mejor comprensión de cómo actúa esta enfermedad, debes saber qué es la insulina y cómo funciona.

Te explicaré un poco de ello a continuación.

En un cuerpo sin diabetes…

Cuando comes alimentos, en especial carbohidratos, estos se transforman en glucosa en el cuerpo. Esta glucosa tiene funciones esenciales en tu organismo, por ejemplo, funciona como alimento para el cerebro o como fuente de energía para realizar tus actividades. 

Las elevaciones de glucosa en sangre actúan como un estímulo para el páncreas y la secreción de insulina. Esta es una hormona cuya función principal es permitir el paso de la glucosa a tus células. ¿Por qué hace esto? para que estas obtengan la energía que necesitan para realizar sus funciones. 

Como pudiste ver, así funciona la obtención de energía en un cuerpo sin diabetes. Sin embargo, cuando la diabetes ya está presente, la secreción de la insulina puede ser deficiente, o bien, los tejidos se vuelven resistentes a su acción. Esto también provoca que la glucosa se quede en la sangre provocando hiperglucemia y generando algunos síntomas.

Recomendaciones nutricionales que debes tener en cuenta para pacientes con diabetes

recomendaciones-nutricionales-para-diabeticos

Ya que aprendiste cómo surge la enfermedad, así como sus causas y complicaciones, es importante que también conozcas que un tratamiento nutricional está enfocado a controlar la glucosa en sangre y mejorar el estilo de vida de la persona para evitar complicaciones.

La alimentación es esencial en el cuidado y el manejo de la diabetes, y constituye uno de los pilares fundamentales para un control en la evolución negativa de la diabetes.

Para la evolución adecuada de un paciente con diabetes es importante tener en cuenta algunos factores. Por ejemplo, para tratar la Diabetes Mellitus (DM) es importante enfocarse en: una correcta alimentación, una educación diabetológica y fármacos recetados. Aprende a cuidarte.

De esta manera, el tratamiento general que puede tener un paciente con diabetes, puede ser farmacológico y no farmacológico. Dentro de este último se encuentra el tratamiento nutricional del cual te hablaré con mayor profundidad a continuación:

Mantén un peso saludable y mejora tu calidad de vida

Si tienes diabetes y tienes sobrepeso u obesidad, deberás seguir un plan de alimentación reducido en calorías. También es recomendable realizar actividad física para agilizar la pérdida de peso de forma natural.

Cuida los hidratos de carbono en tu alimentación

Cuidar la cantidad de hidratos de carbono en cada comida es importante, pero recuerda que deberás evitar eliminarlos por completo. 

¿Por qué? porque, de alguna manera u otra, los hidratos de carbono se encuentran en todos los alimentos, por ejemplo, en frutas, verduras, leguminosas, lácteos, cereales y azúcares.

Sigue estas recomendaciones para que se te facilite hacer la elección de tu dieta, en las cantidades correctas.

  • Frutas: se deben preferir enteras, y si es posible, comerse con cáscara. Evitar, lo más posible, los jugos, tanto naturales, como envasados.
  • Cereales: preferir los integrales, por ejemplo, arroz, pan o pasta integral.
  • Lácteos, como leche, quesos, yogurt, deben ser bajos en grasa y sin azúcar añadida. Los quesos altos en grasa como el manchego, chihuahua, los crema, entre otros; son ricos en grasas saturadas por lo que se deben consumir con poca frecuencia. 
  • Azúcares como azúcar de mesa, mascabado, piloncillo o panela, mieles y jarabes, se deben consumir lo menos posible. En algunos caso deberías evitarlos, ya que estos tienen mayor efecto en las elevaciones de la glucosa en sangre. Ten en cuenta también que los azúcares son alimentos con nulo o pocos nutrientes. 

Ingresa ahora al curso de nutrición para que cuides de ti.

Añade grasas saludables a tu alimentación

Prefiere alimentos ricos en grasas saludables como Aceite de Oliva para cocinar o aderezar; aguacate; frutos secos como nueces, almendras, cacahuates; y semillas como de ajonjolí, chía, linaza, girasol. 

Debes saber que estas grasas no son malas para la salud, al contrario, te ayudarán a regular las elevaciones de glucosa en la sangre. 

Por otro lado, evita, en lo posible, el consumo de grasas poco saludables como la mantequilla, manteca o cualquier otra grasa sólida.

Consume mayor porcentaje de frutas y verduras

Ingiere una gran variedad de verduras y frutas e inclúyelas en cada tiempo de comida. ¿La razón? Estos alimentos son ricos en fibra, algo que te ayudarán a reducir la absorción de glucosa y colesterol.

Por otro lado, elige buenas fuentes de proteína, algunas como: leguminosas, pescado, aves y con menor frecuencia, carnes rojas (2 veces a la semana). Te recomendamos que evites carnes procesadas como los embutidos.

Cómo afecta la diabetes a una persona

recomendaciones-nutricionales-para-diabeticos

Los síntomas que experimenta un diabético varían de una persona a otra, sin embargo, podrían experimentar algunos en común.

En ciertos casos, algunos síntomas pueden ser mitigados a través de la alimentación. Es por ello que seguir las recomendaciones nutricionales, específicas te ayudarán, en ocasiones, a reducir estos síntomas.

Aquí te contamos algunos de los síntomas más relevantes:

1. Tener hambre en exceso

La glucosa es el alimento de las células, pero al no poder entrar eficientemente, provoca una sensación de hambre.

2. Incremento en la frecuencia y deseo de orinar

En un paciente con diabetes, la glucosa excesiva, que se encuentra en la sangre, permanece circulando. Por lo que los riñones, para tratar de deshacerse de ella, aumentan la necesidad de orinar.

3. Aumento de la sensación de sed

Esta condición, en algunos pacientes, se debe al aumento en la frecuencia de micción. Por ende, si aumenta el número de veces que orinas, también aumentarán las necesidades de beber agua.

Reduce estos síntomas con tu nutrición

Teniendo en cuenta esas sensaciones y síntomas que puede presentar un paciente con diabetes, la nutrición es vital para combatir y/o disminuir estos síntomas.

Para que la nutrición sea exitosa y enfocada al paciente, las recomendaciones nutricionales deben tener en cuenta los diversos tipos de diabetes.

Aquí te contamos las diferencias de los tipos de diabetes, la cual radica en lo que causó en el paciente la hiperglucemia (un nivel alto de azúcar).

Veamos algunos tipos de diabetes y sus causas:

  • Diabetes tipo 1: ocurre porque hay una destrucción de las células del páncreas que producen la insulina, que a su vez produce una ausencia absoluta de esta hormona.
  • Diabetes tipo 2: sus causas están relacionadas con factores genéticos y el estilo de vida, como sobrepeso, obesidad, sedentarismo, mala alimentación, entre otros. Esto causa una reducción de la producción de insulina y resistencia a ella.
  • Diabetes gestacional: esta aparece durante el segundo o tercer trimestre del embarazo.
  • Otros tipos de diabetes: por diferentes causas secundarias a medicamentos, enfermedades de páncreas u otros.

Ahora que conoces los diferentes tipos de diabetes, debes saber que cuando esta enfermedad no se controla, pueden existir efectos negativos en la salud.

Algunas de las mayores complicaciones son riesgo de padecer infartos o accidentes cerebrovasculares, ceguera, insuficiencia renal, entre otros. Todo esto, al final puede generar pie diabético y en ocasiones avanzadas, puede requerir amputación. 

Es por eso que la nutrición en la diabetes es vital a largo plazo, ya que evitará que surjan otras enfermedades asociadas.

Si quieres mejorar tu salud, inscríbete en nuestro Diplomado en Nutrición y Buena Alimentación y aprende cómo evitar estas enfermedades. 

¡Construye una dieta especial para ti!

Como seguramente notaste, las recomendaciones nutricionales para personas diabéticas no son muy diferentes a las de una persona sana.

Una diferencia es la flexibilidad de la alimentación que debe existir en un paciente diabético. Esto va a depender de algunos parámetros bioquímicos en la sangre, por lo que debes visitar a un profesional de la nutrición para que te de una guía más precisa y personalizada a tus necesidades.

O si bien quieres mejorar tu nutrición, basado en dietas saludables con necesidades específicas como lo es ser un paciente diábetico, regístrate en nuestro Diplomado en Nutrición y Buena Alimentación para que crees un menú acorde a tus necesidades.

Te podría interesar: Todo lo que debes saber sobre los cursos de nutrición. 

Deja una respuesta

Michel 27.07.2020, 11:00

Prueba July 27 12pm EDT

Michel 27.07.2020, 11:00

Test 2

Egresada de la Universidad Iberoamericana, la nutrióloga Paola Cervantes cuenta con más de una década de experiencia brindando asesoría nutricional a pacientes. También ha colaborado en la publicación de diversos artículos y durante los últimos dos años ha trabajado en la Dirección de Promoción de la Salud para los Servicios de Salud Pública en la Ciudad de México.

Convencida del papel de la nutrición en la prevención y el manejo de enfermedades como la diabetes, hipertensión y obesidad, ha tomado diplomados de actualización en nutrición aplicada al deporte y manejo del paciente obeso. Finalmente, su pasión por compartir sus conocimientos y promover estilos de vida más saludables que mejoren la calidad de vida, decidió colaborar con Gastronómica Internacional en la creación de los cursos de Nutrición.

Las cookies de este sitio web se usan para dar y mejorar nuestros servicios. Usted acepta nuestras cookies si continúa utilizando nuestro sitio web. Aprenda más