Gabriela Nájera

Los caminos de la vida suelen ser misteriosos. Hoy Gabriela Nájera luce orgullosa su certificado en el Programa de Manicure: Diseño Profesional de Uñas, de Aprende Institute; pero hace 5 años, cuando se despidió de su querido México para partir hacia el vecino en el norte, solo podía imaginar lo que hoy vive día a día: ya forma parte de los emprendedores latinos que están desarrollándose en Estados Unidos.

Gabriela vive en Donna, Texas, junto con su esposo y sus hijos. Fue aquí, en casa, donde encontró su principal motivación para comenzar este sueño, por eso desde el principio tomó una decisión importante: quería buscar su realización personal y ayudar en su hogar, siempre cuidando su labor como madre. Entonces comenzó a buscar la manera de tener un trabajo en el que no descuidara a sus hijos, donde pudiera ser funcional y aportar a su casa sin descuidarlos. Quería estar al 100% con ellos, siempre. Entonces conoció a Aprende Institute.

“Para mí Aprende Institute fue la mejor opción, ya que podía estudiar durante la noche, cuando ya había convivido con mis hijos. Y las clases en vivo casi siempre las tomaba durante la mañana, cuando mis hijos estaban en la escuela.”

Trazando el conocimiento

Como una madre que ha enseñado a sus hijos a descubrir el mundo, Gabriela tiene en cuenta algo muy valioso: preguntar es importante. Por eso siempre que necesitó respuestas, buscó la ayuda adecuada. Estaba segura de que así podía aprovechar al máximo su programa.

“Siempre me resolvieron todas las dudas que yo tenía. A veces estaba practicando y me atoraba. Entonces les enviaba un mensaje y claro que me ayudaban siempre”, nos comparte Gabriela.

Nace una emprendedora

Al graduarse, Gabriela estaba emocionada: sabía que tenía los conocimientos necesarios para encontrar grandes oportunidades. Entonces comenzó a buscar maneras de usar sus conocimientos para obtener ingresos. Como primer paso empezó a ganar clientes realizando servicios a domicilio. ¡Ya estaba ayudando económicamente en su hogar! Sin duda estaba cumpliendo su sueño. Sin embargo, tenía en mente algo más estable.

“Empecé a juntar dinero y me compré un pequeño storage, que es mi estudio. Todos los días tengo trabajo, todos los días vienen chicas a hacerse sus uñas”, comenta con una gran sonrisa.

Diseñando el futuro

Cuando tienes conocimientos valiosos y un corazón aventurero, como Gabriela, el porvenir es esperanzador. 

“Me gustaría aprender todo lo relacionado con la belleza. Quiero que esto sea 100% funcional y no nada más enfocarme solo en uñas… o maquillaje. Quiero abarcar la mayor cantidad de áreas que pueda”, exclama decidida.

Hoy Gabriela sabe que todo es posible, si aprendes cómo hacerlo. Eso algo que quiere compartir con toda persona que se encuentra en su camino, porque todos merecemos la oportunidad de hacer realidad nuestros sueños: “a muchas de mis clientas las he alentado a que entren a Aprende”.

Al igual que Gabriela, tú también puedes ayudar en la economía de tu hogar dedicándote a lo que más te gusta. Si quieres que te llamemos para ver cómo podemos ayudarte a lograrlo, haz clic aquí. ¡Solo necesitas dar el primer paso!

Más historias de nuestros estudiantes