+1 (305) 908-3413
Itzel Cruz Macías
Itzel Cruz Macías
Docente en Escuela Belleza
5 min de lectura

Parafina: un tratamiento inteligente para manos y pies

parafina-un-tratamiento-inteligente-para-manos-y-pies

Nuestras manos y pies son, probablemente, las partes de nuestro cuerpo que más se desgastan durante el día. Son indispensables para cualquier actividad y realizan la mayoría de nuestras actividades. Por esta razón, la piel de las extremidades es la que más signos de agotamiento, deshidratación y envejecimiento muestra.

Seguramente  sabes  qué es el peeling facial y conoces a detalle todas las mascarillas que  hacen lucir a tu piel más radiante, suave y tersa, pero al momento de cuidar tus manos y tus pies, tal vez necesites algunos consejos.

Afortunadamente, existe un tratamiento capaz de restaurar la piel de estas zonas del cuerpo. Nos referimos a la parafina, que te permitirá decirle adiós a la piel agrietada y seca por el uso de químicos y zapatos incómodos. En este artículo te contaremos todo lo que debes saber sobre este increíble tratamiento.

¿Qué es la parafina?

Entendemos como parafina a la sustancia obtenida a través del carbón que no cuenta con olor. Para obtenerla, es necesario un proceso de destilación en donde intervienen otros métodos como el enfriamiento y la centrifugación o filtración. 

Una vez finalizados estos procesos, la parafina es purificada hasta conseguir el producto que se puede encontrar en decenas de productos. En el caso de la cosmética, la parafina forma parte de decenas de productos como labiales, cremas humectantes, desodorantes y jabones. De igual manera, suele estar presente en el llamado manicure con baño de parafina debido a su principal característica: sus propiedades humectantes. 

Gracias a esta peculiaridad, la parafina es empleada o usada en diversas partes del cuerpo como hombros, codos, muslos, rodillas y otros. De igual manera, esta sustancia es capaz de generar una película de protección sobre la piel lo que ayuda a que la dermis retenga humedad. 

beneficios-de-la-parafina-para-manos-y-pies

¿Qué necesitas para realizar el tratamiento?

Así como existen herramientas básicas para hacer manicure, el tratamiento de parafina para manos y pies también  cuenta con sus materiales propios. 

Usualmente,  se lleva a cabo en los centros de estética profesionales, pero tú  puedes realizar este tratamiento en tu propia casa y con los elementos necesarios, ya sea  para ti o para otras personas.

Con un poco de parafina para manos y  pies podrás rehidratar y recuperar la belleza de tu piel desde la comodidad de tu hogar. Puedes lucirla en cualquier ocasión y sin necesidad de ir a lugares especializados.

Entonces, ¿qué  necesitas para este tratamiento?

Parafina

Desde luego, lo primero que necesitas es un bloque de parafina. Puedes adquirir la parafina común o alguna que contenga otros ingredientes con propiedades beneficiosas para la piel, como la manteca de karité.

Otros ingredientes que puedes considerar para hidratar tu piel son el aloe vera o la rosa mosqueta, sobre todo si la tienes  muy seca y necesitas un tratamiento profundo.

Calentador o fundidor digital

Otro elemento importante es el que usaremos para derretir la parafina y aplicarla a tus manos y pies.

Lo más recomendado es un calentador o fundidor digital específico para parafina, pues permite conservar las propiedades del producto intactas mientras se funde. Adicionalmente, puede calentar la parafina para pies y manos a la temperatura adecuada y evitar que se queme gracias a su regulador. 

Si no piensas realizar el tratamiento de forma profesional y solo te interesa aplicarlo de vez en cuando, puedes derretir la parafina en una cazuela a baño maría. 

Bolsas de plástico

Las bolsas de plástico pequeñas o, en su defecto, el papel film te servirán para envolver las manos y los pies con el producto ya aplicado, de esta forma mantendrás la parafina en su lugar mientras actúa.

Manoplas

Cubrir las manos y los pies con manoplas o toallas  crea un efecto de calor que potencia la actuación de la parafina en la piel.

como-aplicar-la-parafina

Beneficios de un tratamiento de parafina

La parafina para manos y pies es increíblemente beneficiosa gracias a sus propiedades hidratantes y humectantes. Desde la primera aplicación podrás ver sus efectos revitalizantes y así lograr un aspecto más suave, luminoso y bello.

Estas son algunas ventajas que tu piel lucirá si comienzas a utilizar parafina como tratamiento de belleza.

Hidratación profunda

La parafina para manos y pies consigue que la humedad suba a las capas más superficiales de la dermis. Esto permite una hidratación profunda e interna, capaz de llegar a las pieles más secas,  que han perdido elasticidad, brillo y suavidad.

Efecto relajante

Una ventaja paralela a los efectos estéticos de la parafina es que actúa como un potente vasodilatador sobre la zona en la que se aplica. Asimismo, mejora la circulación de la sangre y, gracias a su temperatura, genera un efecto relajante que también alivia dolores y molestias.

Reparación

Gracias a su hidratación profunda, la parafina repara las grietas y escamas causadas por la resequedad extrema.

Barrera contra la resequedad

Otro gran beneficio de la parafina es que crea una especie de película protectora en la piel, lo que retiene la humedad natural en las capas internas de la dermis y logra una nutrición más profunda y duradera.

parafina

Conclusión 

Si llegaste al final de este artículo, es porque no ves la hora de probar  la parafina para manos y pies. ¡ Luce tu piel en todo su esplendor!

Conoce otros tratamientos increíbles como  el Diplomado en Cosmetología Facial y Corporal. Descubre  con los  expertos cómo lograr un aspecto envidiable. ¡Te esperamos!