Brissa Iliana Albarrán Castro
Brissa Iliana Albarrán Castro
6 min de lectura

Limpieza y mantenimiento de pinceles y brochas de maquillaje

Limpieza y mantenimiento de pinceles y brochas de maquillaje

Es indispensable que todo maquillista profesional cuente con una serie de instrumentos de trabajo que le permitan aplicar los diferentes productos y cosméticos; estos elementos son ocupados para realizar funciones específicas, por lo que deben limpiarse constantemente permitiendo una correcta higiene y cuidado de la piel. 

En este artículo aprenderás los cuidados de limpieza que debes mantener en tus pinceles y brochas de maquillaje ¡acompáñame a descubrirlos!

Brochas para lograr un maquillaje perfecto

Las brochas de maquillaje son empleadas para aplicar productos sobre el cutis como bases, correctores, rubores y sombras, su forma alargada y mango permiten sujetar con mayor facilidad y precisión los cosméticos y difuminarlos correctamente para lograr un acabado perfecto. 

Existe una amplia gama en tipos de brochas, las cuales varían dependiendo de sus funciones, longitudes y número de cerdas; entre las que se encuentran las brochas de cerdas gruesas, medianas y finas.

Las dos principales clasificaciones son:

  • Brochas de cerdas naturales

Ideales para aplicar cualquier tipo de producto en polvo.

Brochas de cerdas naturales
  • Brochas de cerdas sintéticas

Empleadas para la aplicación de cosméticos líquidos y productos más pesados.

Brochas de cerdas sintéticas

Los maquillistas también ocupamos otras herramientas más pequeñas pero igual de importantes, me refiero a los pinceles que nos permiten detallar partes específicas del rostro.

Pinceles para resaltar ojos y labios

Los pinceles tienen la característica de contar con una punta de cerdas más fina y delgada, por lo que son empleados para aplicar productos en zonas que requieren mayor precisión, como los labios y ojos. 

Entre los pinceles más utilizados se encuentran: 

  • Pinceles para sombras

Formados por cerdas cortas, puntas redondeadas y notable densidad, son los más utilizados para lograr un mejor acabado en el contorno de los ojos.

  • Pinceles biselados

Ideales para difuminar sombras, iluminadores y dibujar líneas en la silueta de los ojos.

  • Pinceles delineadores de ojos

Empleados para dar color en el contorno de los ojos.

Un buen equipo de brochas y pinceles te otorgará resultados óptimos y profesionales que logren diversos estilos de maquillaje, contar con ellos marca un antes y un después por lo que no pueden faltar en tu kit.

Pinceles delineadores de ojos

Limpia tus herramientas profesionales

¡Muy bien! Ahora que conoces los instrumentos necesarios para comenzar a crear estilos increíbles, pasaremos a los pasos que debes realizar para mantener una higiene correcta de tus herramientas ¡vamos a verlos! 

1.- Separa tus brochas y pinceles

Comienza separando las brochas de cerdas naturales de las sintéticas. Estas son ocupadas para aplicar productos distintos y cuentan con características específicas, por lo que requieren de un tratamiento de limpieza diferente.

La frecuencia con la que debes lavar tus herramientas varía, las brochas y pinceles que utilizamos para aplicar la base del maquillaje deben limpiarse semanalmente, mientras que las brochas y pinceles para los ojos cada 15 días, con el resto debes realizar el aseo por lo menos una vez al mes.

2.- Desinfecta 

Una vez que clasificaste tus herramientas de maquillaje debes desinfectarlas, para ello remojarlas en dos partes de agua tibia por una parte de vinagre y déjalas por unos minutos, así se desprenderán todos los residuos, posteriormente enjuaga con abundante agua y seca al aire libre. 

3.- Lava tus instrumentos

Cuando realices los pasos anteriores será el momento indicado para comenzar a lavar tus instrumentos de maquillaje, utiliza ¼ de vaso de agua tibia y coloca unas gotas de champú (de preferencia para bebé), déjalas remojando por unos minutos y procura no ejercer presión sobre las cerdas para no maltratarlas.  

Después de realizar este remojo la técnica del lavado dependerá del tamaño de cada brocha y pincel. En el caso de las brochas con cerdas gruesas o grandes deberás colocarlas sobre la palma de la mano y aplicar un masaje que vaya desde la cabeza hacia abajo. 

En las brochas medianas y pequeñas realiza el mismo procedimiento pero con un masaje más cuidadoso, intentando no dañar sus cuerdas, también aplica abundante agua tibia para desprender todos los residuos y procura evitar el uso de agua caliente, ya que puede dañar los materiales de las cerdas.

Si utilizaste tus brochas para aplicar cosméticos con crema, debes limpiarlas con un poco de aceite de oliva o almendra, de lo contrario no podrás retirar los residuos; si este es el caso, pon un chorrito de aceite en una hoja de toallin de cocina y pasa repetidas veces la brocha de adelante hacia atrás, posteriormente lava con agua tibia y jabón.

Cuando termines este proceso puedes ocupar líquidos especializados, toallitas húmedas, desmaquillantes o algodón para complementar la limpieza.

4. ¡Seca y listo!

Para el secado de las brochas, puedes escurrirlas cuidadosamente utilizando un toallin de cocina, posteriormente pasa un paño con delicadeza, haciendo también un movimiento de adelante hacia atrás, que vaya desde la punta del mango hasta la cabeza de la brocha, intenta poner atención para no dejar partículas en la zona de metal y sujetadores de las cerdas. 

Por último, moldea con cuidado tus brochas y pinceles para restaurar su forma original, debido a que después del lavado tienden a quedar un poco desordenadas, finalmente colócalas al aire libre en posición vertical con las cerdas hacia arriba, una vez que estén totalmente secas guárdalas en estuches especiales.

Brochas medianas y pequeñas

Cuando utilizas productos de maquillaje en brochas y pinceles se acumulan los residuos junto con la piel muerta del rostro, con el tiempo esto comienza a endurecerse y genera bacterias, si ocupas instrumentos sucios para maquillar, las bacterias se propagan por toda la cara y pueden causar graves problemas en la piel como acné e irritaciones. 

Esto no tiene por que ocurrir si tienes una limpieza constante, además, si presentas piel sensible te recomiendo evitar el uso de brochas con cerdas duras, ya que puede causar sarpullido o inflamación. 

¡Es muy importante que cuides la higiene de tus herramientas! Así también cuidarás de ti misma.

¡Aprende todo acerca de maquillaje!

¿Te gustaría profundizar más en este tema? Te invitamos a inscribirte a nuestro diplomado de Maquillaje, en el que aprenderás sobre la limpieza y el mantenimiento de todas tus herramientas, asimismo sabrás cómo realizar diversos estilos de maquillaje y conseguirás tu certificado de maquillista profesional ¡los límites no existen! ¡consigue tus metas!

Deja una respuesta

Las cookies de este sitio web se usan para dar y mejorar nuestros servicios. Usted acepta nuestras cookies si continúa utilizando nuestro sitio web. Aprenda más