+1 (305) 908-3413

Guía sobre psicología positiva

En la mayoría de teorías psicológicas, el objeto de estudio se centra en la detección y tratamiento de diversas patologías y conductas negativas. Pero, ¿Qué sucede cuando una teoría busca lo contrario? Es decir, propone estrategias para alcanzar y optimizar fortalezas de las personas. Aunque esto pueda sonar a teoría antigua y estudiada hasta el cansancio, lo cierto es que se encuentra en su etapa de apogeo y asimilación. Hablamos de la psicología positiva o, mejor dicho, el estudio científico que se centra en responder una pregunta en particular ¿cómo ser feliz? Si no te suena familiar este concepto, te contaremos a continuación cómo encontrar la felicidad de la manera más sencilla.

Aprende Psicología Positiva e Inteligencia Emocional

¡Quiero más información!
clases magistrales inteligencia emocional

¿Cómo surge la psicología positiva?

La psicología positiva fue descrita por el psicólogo Christopher Peterson como “la llamada de la psicología científica y práctica para estar tan preocupados por las fortalezas como por las debilidades. Tan interesados en construir mejoras en la vida como reparar lo que está peor. Y tan relacionado como crear vidas plenas en gente normal como en curar la patología”

Aunque se trate de una teoría de “temprana” consolidación, la psicología positiva tuvo sus primeros antecedentes en la década de los 20s y 30s, específicamente en los trabajos de Lewis Terman y John B. Watson. El estudio realizado por los especialistas se centraba en diversos matices del comportamiento humano como el talento estudiantil, cuidado de infantes y factores psicológicos involucrados en la felicidad marital.

Antes de la Segunda Guerra Mundial, la mayoría de estudios se enfocaban en acciones que contribuían a la productividad de los individuos, por lo que se identificaban y reforzaban fortalezas en los pacientes para afrontar diversas situaciones.

Las consecuencias de la guerra hicieron cambiar el enfoque general de la psicología para que se ocupara sobre todo de evaluar trastornos mentales y aliviara el sufrimiento de los individuos. En respuesta a lo anterior, diversos autores como Carl Rogers y Abraham Maslow, trabajaron en diversas ideas relacionadas con las fortalezas y el bienestar del ser humano, así sentaron las bases de la actual teoría. ¿Cómo ser feliz? y ¿cómo alcanzar la felicidad? Fueron las preguntas sobre las que comenzaron a trabajar para lograr una respuesta lo más clara y concisa posible.

Sin embargo, fue hasta 1990 cuando Martin Seligman, psicólogo y educador estadounidense, presentó la primera propuesta real de lo que es la psicología positiva durante su nombramiento como presidente de la Asociación Americana de Psiquiatría en 1998.

El camino de la felicidad: características de la psicología positiva

Para comenzar a entender la psicología positiva es importante recalcar dos de los componentes fundamentales dentro de esta teoría: el temperamento y las fortalezas del carácter. El primero de estos es un estado de la consciencia considerado como uno de los predictores más importantes de los niveles de experiencias positivas. Por su parte, las fortalezas del carácter son rasgos o características psicológicas que se presentan en situaciones distintas a través del tiempo. Algunas son el optimismo, el trabajo ético, la honestidad, la perseverancia, las habilidades interpersonales, la esperanza y la capacidad para fluir.

Dentro de esta “nueva” teoría, también se ha realizado una categorización de emociones positivas de acuerdo al tiempo en el que se visualicen:

  • Presente: alegría, tranquilidad, euforia, placer y experiencia óptima;
  • Pasado: satisfacción, complacencia, realización personal, orgullo y serenidad, y
  • Futuro: optimismo, fe, confianza y esperanza.
Conoce como funciona la psicología positiva y lo que puede aportar a tu vida entera

Tipos de psicología positiva

Aunque pueda considerarse un sentimiento inequívoco de la naturaleza humana, la felicidad es un estado en el que se debe trabajar. Martin Seligman, el padre moderno de la psicología positiva, propuso el primer modelo para alcanzar la felicidad a través de su manuscrito Las tres vías hacia la felicidad (1999)

  1. La vida placentera;
  2. La vida comprometida, y
  3. La vida significativa

• Modelo PERMA

Un poco después de la publicación de este primer bosquejo, Seligman siguió trabajando para perfeccionarlo y dar vida al actual modelo PERMA. Este nuevo esquema alberga los 5 componentes que están presentes en las personas que afirman ser felices. Cada uno de estos elementos debe cumplir con 3 propiedades fundamentales antes de ser considerado parte de la teoría:

  • Que contribuya al bienestar o felicidad;
  • Que muchas personas lo elijan por su propio bien, no solo para obtener cualquiera de las otras variables, y
  • Que se defina y mida de forma independiente al resto de las variables del modelo.

Los 5 componentes de PERMA son:

1.- Emociones positivas

Este elemento se refiere a reconocer los beneficios de las emociones positivas en todos los aspectos de la vida del individuo.

2.- Compromiso

Se relaciona con la generación del placer derivado del compromiso que se tiene con la tarea efectiva y la capacidad de experimentar experiencias de flujo (Flow).

3.- Relaciones positivas

El aumento de las habilidades sociales es consecuente con un mayor estado de bienestar y felicidad.

4.- Sentido

Buscar el significado, sentido y propósito de la vida es ante todo, el objetivo principal.

5.- Logro

Modalidad personal que permite el crecimiento y desarrollo de capacidades humanas.

la psicología positiva tiene un gran número de beneficios para ti, conócelos con ayuda de Aprende Institute

Flow

Postulada por el profesor en psicología, Mihály Csíkszentmihályi, el Flow es considerado como un estado mental positivo en el que el ser humano fluye sin considerar tiempo y desgaste. El Flow se hace presente durante la realización de una tarea de alta demanda en la que las habilidades de cada individuo sobresalen y se diversifican.

Las fortalezas de cada persona son las vías por la cual corre el Flow. Este grupo de habilidades puede llevar a todo individuo a una mejor organización de trabajo, ocio o incluso, la forma en la que se relaciona con los demás.  

clases magistrales escuela de bienestar

• Ampliación-construcción

Esta teoría o tipo de psicología positiva fue propuesta por la doctora Bárbara Fredrickson y se basa en que las emociones positivas provocan cambios en la actividad cognitiva, amplían las posibilidades de acción y mejoran los recursos físicos. De acuerdo con este modelo, existen 3 efectos secuenciales de las emociones positivas:

  • Ampliación

En este punto se amplían las tendencias de pensamiento y acción.

  • Construcción

Se favorece la construcción de recursos personales para afrontar situaciones difíciles o problemáticas.

  • Transformación

Al llegar a este punto, el individuo se torna más creativo, muestra un conocimiento más profundo de las situaciones, es más resistente a las dificultades y socialmente está mejor integrado. Se llega finalmente a una espiral ascendente que lleva a la experimentación de nuevas emociones positivas.

¿Cómo se aplica la psicología positiva a la vida diaria?

La psicología positiva se enfoca en lo que sí funciona: fortalezas, emociones positivas o el sentido vital de cada individuo. Para ello, existen diversos campos como el área de la salud, la educativa y la laboral. En el primero de estos campos, se busca generar estrategias de prevención y tratamiento de problemas derivados de emociones negativas: depresión, estrés y ansiedad.

En el ámbito educativo, la psicología positiva se enfoca en la motivación extrínseca de los estudiantes, la motivación académica, y la generación y optimización de fortalezas. Esto favorece las reacciones y habilidades de los estudiantes ante las situaciones que tengan que enfrentar. También se reducen los conflictos y las actitudes negativas de niños y jóvenes.

Finalmente, la psicología positiva en el trabajo puede ser la mejor herramienta para mejorar un entorno laboral y los métodos de productividad. Entre sus tantas ventajas se encuentra el estimular el optimismo de los colaboradores, crear mejores relaciones laborales, aumentar el sentimiento de autoconocimiento y estimular la autogestión, entre otros.

Si deseas profundizar en la psicología positiva en el trabajo, no te pierdas nuestro artículo Motivación para tus colaboradores por medio de psicología positiva y lleva a tu equipo al siguiente nivel.

Técnicas de psicología positiva para alcanzar la felicidad

La psicología positiva cuenta con sus propios recursos y técnicas para lograr la felicidad, aunque la mayoría se compongan de estrategias intangibles. Existe un grupo de actividades que te pueden ayudar a resolver la pregunta más buscada: ¿Cómo alcanzar la felicidad? Es de destacar que estos ejercicios de psicología positiva fueron propuestos por el mismo Martin Seligman, padre de la psicología moderna, y Christopher Peterson, un reconocido experto en la materia.

1. Reconoce tu mayor fortaleza y úsala para ayudar a los demás

Antes de actuar, debes pensar. Es necesario que descubras tu mayor fortaleza y después la pongas a disposición de otras personas. Este ejercicio te ayudará a encaminarte hacia un sentido de satisfacción, empatía y por consiguiente, felicidad.

2. Escribe una carta de gratitud

En casi todo momento de la vida, existen razones especificas para estar agradecido con alguien; sin embargo, muchas veces no se encuentran las palabras o acciones para mostrar agradecimiento. Una buena manera de lograrlo es escribir una carta a esa persona detallando las razones por la que estás agradecido. Al final, puedes enviarla por correo electrónico e incluso entregarla personalmente.

3. Piensa en lo mejor de ti mismo

Piensa en un momento en el que te hayas dado lo mejor de ti y por lo que te sientas muy orgulloso. Ahora escribe detalladamente cada paso de este recuerdo o memoria en un pedazo de papel. Este ejercicio, por más sencillo que parezca, te ayudará a reforzar tu autoestima y destacar por un momento tus logros y metas.

La psicología positiva puede ser la mejor herramienta para elevar tu autoestima hasta el nivel óptimo. Si deseas conocer la manera en la que lo hace, no te pierdas de nuestro artículo ¿Cómo mejorar tu autoestima con psicología positiva?

4. Aprende a decir que no

Además de ser un excelente ejercicio para aprender a poner límites en tu vida, esto te servirá para respirar por un momento y concentrarte en lo verdaderamente importante. El decir NO te ayudará a pensar y poner en claro las cosas en tu vida, trata de ganar tiempo para considerar las propuestas y dar una respuesta certera y confiable.

5. Escribe las cosas positivas al final de tu día

En la noche antes de acostarte a dormir puedes escribir en un pequeño papel o alguna libreta las tres cosas que hayas disfrutado de tu día. Sin importar el tipo de actividad que anotes, te ayudará a disfrutar de mejor manera la cotidianidad y repensar las estrategias o modos que te hacen sentir feliz.

6. Piensa en el futuro de forma positiva

Sin necesidad de llegar a un grado de ansiedad permanente, piensa en tu futuro e intenta visualizar tus metas y propósitos. Concéntrate en como conseguir esas metas y como te sientes con este escenario. Al final, comienza a colocar las técnicas y conocimientos que poseas para lograr el futuro que deseas.

7. Placer constante

Ante el ajetreo de la vida diaria, unas vacaciones suelen ser la solución o escape; sin embargo, no siempre existe la ocasión ni los requerimientos necesarios para disfrutar de esta actividad, por lo que un buen ejercicio de psicología positiva que puedes aplicar es darte pequeñas vacaciones diarias mediante ejercicios muy prácticos como salir a dar un paseo, tomar un baño relajante, ver el amanecer o citarte con algún amigo o amiga.

De igual manera, puedes comenzar a realizar otro tipo de actividades más especializadas como el yoga y la meditación en alguna de sus modalidades como el mindfulness. Este puede llevarte a sanar y fortalecer todo aspecto de tu vida. Entra a nuestro artículo Conoce y controla tus emociones a través del mindfulness y empieza a explotar todo tu potencial.

8. Piensa en la ausencia de las cosas que tienes

Diversas investigaciones han demostrado que imaginar que un evento importante en tu vida no sucedió, puede ayudarte a apreciar y sentirte más feliz con ello. ¿Cómo sería tu vida sin tu pareja? ¿dónde estarías hoy sino te hubieras mudado? Este tipo de preguntas te hará más consciente de lo que tienes en tu vida.

Descubre como ser feliz con ayuda de la psicología positiva y Aprende Institute

Para seguir aprendiendo más técnicas de psicología positiva aplicables en tu vida diaria, no te pierdas nuestro artículo Técnicas de psicología positiva que aprendes en el Diplomado en Inteligencia Emocional y cambia radicalmente el sentido de tu vida.

La psicología positiva busca ante todo transformar y dotar a cada individuo de emociones positivas. Las personas que invierten en su salud mental preventiva, fomentan su capacidad de vivir una vida más plena y satisfactoria. La psicología positiva tiene el poder de llevar a cada persona hacia el camino deseado de la felicidad y responder finalmente a la pregunta más importante ¿Cómo ser feliz?

clases magistrales inteligencia emocional