+1 (305) 908-3413
Susana Acosta Maldonado
Susana Acosta Maldonado
6 min de lectura

¿Cómo definir los precios de mis productos?

como-definir-los-precios-de-mis-productos

Una meta clara de cualquier emprendedor o comerciante es obtener un buen rédito económico a partir de los productos o servicios que ofrezca. 

El concebir una idea de negocio es el primer paso para emprender. Sin embargo, este es solo el comienzo de una larga lista de detalles que deben ser considerados si quieres que tu negocio crezca y alcance los objetivos planteados.

Uno de los factores que te acercará a esa meta y te garantizará el crecimiento de tu emprendimiento, es poder identificar tus costos y asimismo calcular el precio de venta de los productos o servicios que ofreces.

Esto te permitirá precisar con claridad los criterios para definir precios, sin dejar de ser competitivo o cubrir los costos.

Presta mucha atención, porque después de leer este artículo aprenderás cómo calcular el precio de un producto y qué factores debes tener en cuenta para hacerlo. 

¿Qué es el precio de un producto?

Cuando hablamos del precio de un producto nos referimos al valor nominal que éste tiene al momento de venderse o comprarse en el mercado. Debes tener en cuenta que existen muchas estrategias asociadas al proceso de calcular el precio de venta de un producto, y esto puede depender de variables como el tipo de negocio, el producto, su calidad o su existencia en el mercado. 

El precio de un producto partirá siempre de la evaluación de la estructura de costos del negocio, pues de esta forma se definirá qué es verdaderamente rentable y no enfrenta pérdidas a futuro.

Garantiza el éxito de tu negocio conociendo las 10 habilidades que debes tener para ser un buen emprendedor. 

¿Cómo calcular el precio de mis productos?

Existen distintos criterios para definir los precios de un producto que debes tener en cuenta. De más está decir que elegir uno u otro dependerá, entre otras cosas, de la naturaleza de tu negocio y de lo que vendas. Estos son algunos de los más utilizados:

Según sus costos y utilidad

Para poner un precio a un producto con esta técnica, lo primero es conocer en profundidad tu negocio y su gestión interna. Básicamente debes analizar los costos operativos y de producción, como los materiales utilizados, el alquiler, los impuestos, los sueldos, entre otros, y fijar un valor de venta que te ayude a obtener el porcentaje de ganancias netas. ¡Pero cuidado! Este criterio puede ser peligroso si no tienes claro cuánto está dispuesto a pagar el consumidor por tu producto o servicio. 

Según su competencia

Para calcular el precio de venta al público de tus productos no puedes dejar de investigar a tu competencia. Debes hacer un estudio casi diario, y establecer un equilibrio en comparación a tus competidores más cercanos.

Ten en cuenta que no siempre se trata de vender más barato. Si estás seguro de que la calidad de tu producto supera por mucho al de tu competencia, debes encontrar un público dispuesto a pagar por él. 

Según la oferta y la demanda

A diferencia del método interno basado en costos, si quieres aprender cómo calcular el precio de venta al público teniendo en cuenta la oferta y la demanda, debes saber que estas variables dependen de factores externos. Por ejemplo, la percepción de valor que uno o más consumidores tienen sobre tu producto o servicio. 

Por otra parte, vale la pena considerar la dinámica económica propia de la oferta y la demanda: “a menor oferta, mayor es su precio y a mayor oferta su precio baja”. Esta regla de oro será tu guía para calcular el precio de un producto.

Según el canal de comercialización

No es lo mismo el precio de un producto que se vende en un local físico, a uno que se comercializa a través de páginas de e-commerce. En el primer caso, existe una serie de gastos que se deben contemplar como el alquiler del  local, los servicios y los sueldos. Si vendes por internet tendrás menos costos operativos, y podrás abaratar tus precios con mayor facilidad. 

En la actualidad es muy común saber desempeñar distintas tareas u oficios. Si eres de los que domina una lista de talentos que pueden beneficiar a otros, aprende cómo ganar dinero extra con tu conocimiento junto a nosotros.

calculando-precios-de-productos

¿Qué hacer si mi competencia fija precios más bajos?

Esto sucede con más frecuencia de lo que imaginas. Lo cierto es que, sin importar el rubro, muchas empresas o negocios recurren a promociones o estrategias de baja de precios para atraer más clientes. Recuerda que esto no siempre es una medida acertada si va en detrimento de la calidad de tu producto. 

Todos los criterios para definir precios de un producto antes mencionados guardan relación con la naturaleza del mismo. Tomar una decisión sin previo análisis puede llevarte a cerrar las puertas de tu emprendimiento más rápido de lo que imaginas. Aquí te dejamos algunos consejos para evitarlo:

No negocies la calidad de tus productos

Generalmente buscamos un producto que satisfaga una necesidad. Pero si adicionalmente es un producto que ofrece valor y mejora la vida de tu cliente, estará dispuesto a pagar más sin importar los precios de la competencia.

Regala valor en lo que brindas

La calidad, la atención y el valor que puedas aportar a toda la experiencia de compra, harán la diferencia. 

No se trata solo de poner precio a un producto, sino de garantizar que tu cliente esté conforme con lo que le brindas. Tener una cartera de consumidores fieles a tu marca te posicionará siempre por encima de tus competidores.

Estudia los motivos de tu competencia

Estos movimientos son bastante estratégicos, aunque no podemos garantizar que funcionen siempre. Indaga las razones y motivaciones de tu competencia y revisa las propias. No te apresures a imitar su conducta, ya que podría traerte pérdidas.  

5-claves-para-fijar-los-precios-de-tus-productos

Conclusión

Ahora ya sabes cómo poner precio a un producto y qué criterios debes seguir para definir precios de venta. Recuerda que no hay dos realidades idénticas y lo que puede resultarle bien a tu competencia, no necesariamente es una estrategia adecuada para ti. 

Definir un plan y ejecutarlo de la mejor manera te garantizará rendimiento y te permitirá anticipar cualquier eventualidad. También es conveniente que aprendas cómo gestionar deudas o pérdidas.  

Si quieres aprender más sobre el tema, visita nuestro Diplomado en Ventas y Negociación. Te brindaremos todas las herramientas para que te conviertas en un profesional y emprendas teniendo una base sólida de conocimiento. ¡Inscríbete ahora!